La Plata, Bs As.
Jueves, 2 julio 2020

ALERTA PYME
Según un informe, entre febrero y abril cerraron más de 15 mil empresas
Las pequeñas y medianas empresas suelen ser las más perjudicadas en los escenarios de crisis. En el caso del inicio del 2020, en Argentina se dio la combinación de un deterioro económico de arrastre y la llegada de la pandemia del coronavirus.
Según un informe, entre febrero y abril cerraron más de 15 mil empresas
Las pequeñas y medianas empresas suelen ser las más perjudicadas en los escenarios de crisis. En el caso del inicio del 2020, en Argentina se dio la combinación de un deterioro económico de arrastre y la llegada de la pandemia del coronavirus. Según estimaciones, cerca de 15 mil empresas cerraron entre febrero y abril.

"El 99,5% de los 14.923 empleadores menos entre abril y febrero representan a empresas de menos de 50 trabajadores. Es decir, el gran impacto se está dando en las pymes más pequeñas, que ya con una situación complicada en los últimos años, el freno acelerado de
la actividad parece ser su estocada final. Las mini-pymes de 10 o menos trabajadores son las más afectadas, como se observa en la siguiente tabla, ya que en dos meses se redujeron en 13.732", señala el informe del Consejo Productivo Nacional.

Asimismo, el documento afirma que "los sectores productores de servicios fueron los más afectados en estos dos meses, con una reducción de 12.550 registros de empleadores. Puntualmente, el sector de servicios más afectado es el comercio al por mayor y menor y reparación de vehículos automotores, acaparando 5.017 comercios menos, es decir el 84,1% del total de las empresas afectadas. Los sectores productores de bienes se redujeron en 2.342, explicando la gran mayoría la industria manufacturera (-1.174) seguido de construcciones (-780). En el siguiente gráfico se visualizan los sectores más afectados".

En tanto, en diálogo con LaTecla.info, el presidente de Empresarios Nacionales para el Desarrollo Argentino, Leo Bilanski, aseguró que el panorama es todavía más desolador. "25. mil empresas que bajaron sus persianas calculamos nosotros hasta el momento". Aclaró: "la mitad entre CABA y provincia de Buenos Aires".

Por su parte, el fundador de la Unión de Emprendedores Argentinos, Rodolfo Llanos, apuntó a este medio que "nosotros tenemos nuestras estimaciones, pero no son oficiales porque en 2018, 2019 y 2020, AFIP y el minsiterio de Producción dejaron de dar información de la cantidad de Pymes que cerraron".

En la misma sintonía, Llanos agregó: "estamos presentando un proyecto de reactivación nacional el día jueves, de creación de empresas, empleo, recuperación de empresas quebradas". Subrayó: "en Argentina hay un promedio anual de creación de 70 mil empresas y un promedio de cierre de 69 mil. Es decir, que con este ritmo de mil empresas por año, para absorber toda la necesidad laboral del país, estaríamos necesitando 200 años para tener 200 mil nuevas compañías".


En tanto, desde el gobierno nacional escucharon el reclamo del sector y hoy concretaron un encuentro virtual que contó con la presencia del ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, la Confederación General Económica de la República Argentina (CGE) conjuntamente con la Confederación General Empresaria de la República Argentina (Cgera), la Cámara Argentina de la Mediana Empresa (CAME) y federaciones empresarias de 16 provincias.

El encuentro digital, en el que participó el presidente de la CGE, Roberto Marquinez, fue de importancia estratégica dado que es la primera vez que el Gobierno nacional abre un canal de diálogo federal, en donde se conversaron e intercambiaron diagnósticos y opiniones sobre la realidad económica en el marco de la pandemia y post pandemia de COVID-19.

Tras reconocer la gravedad de la situación por la que atraviesa el sector Pyme, también el ministro Kulfas adelantó algunas de las medidas que se evalúan tomar para hacer frente a esta situación. Pero también fue más allá al adelantar la importancia de trabajar en la regionalización de la economía argentina.

La evaluación que hace la CGE tras la videoconferencia fue positva y la enmarca en la certeza de la política de concertación entre Cgera y CAME para devolverle a la CGE la importancia histórica que nunca debió perder como defensor e interlocutor de las Pymes nacionales.
COMENTARIOS
  • Genéricos