La Plata, Bs As.
Domingo, 19 febrero 2017

HOLANDA
Ya está en el mercado el primer auto volador
Esta semana, el fabricante de coches voladores PAL-V ha comenzado oficialmente con las ventas de sus modelos comerciales, el Liberty Pioneer y el Liberty Sport.
Ya está en el mercado el primer auto volador
El primer coche volador a nivel comercial del mundo es ya una realidad."Tras años de duro trabajo, superando los retos técnicos y de cualificación, nuestro equipo ha conseguido el éxito en la creación de un coche volador innovador que cumple con los estándares de seguridad existentes determinados por los organismos normativos de todo el mundo", afirmó Robert Dingemanse, consejero delegado de la empresa holandesa PAL-V.

Tras los exitosos programas de pruebas de sus vehículos conceptuales en los años 2009 y 2012, PAL-V comenzó con el diseño de sus productos comerciales que ha lanzado hoy. PAL-V se acerca a una fase emocionante para su crecimiento empresarial continuado, especialmente para cumplir con los primeros pedidos realizados por los clientes. Mientras que otros fabricantes de coches voladores conceptuales necesitan normativas modificadas y en muchos casos tecnologías aún no existentes, PAL-V decidió de forma intencionada crear, diseñar y construir un coche volador con tecnologías ya demostradas y siendo completamente compatibles con la normativa existente. Esto ha llevado a una primera fecha de entrega de productos que es realista e inminente.

El Liberty Pioneer y el Liberty Sport cuestan 600 mil y 400 mil dólares, respectivamente. De este modo se celebra ocho años de trabajo, desde las primeras pruebas de sus prototipos, para oficializar la salida al mercado del primer auto volador de la historia.

Es un biplaza que se inspira en las facilidades de aterrizaje de los helicópteros, por razones de seguridad y operatividad. Pero en virtud del despegue, precisan una ruta libre de obstáculos de 180 metros. En las calles, gracias a una potencia de cien caballos de fuerza, acelera a 160 kilómetros por hora de velocidad máxima. En las curvas, su sistema de suspensión inclina la cabina para garantizar estabilidad de giro.

Para pasar del auto al avión, el vehículo despliega la hélice -que se mantiene oculta durante el modo conducción- por medio de un mástil para pasar al modo vuelo en una tarea que demanda máximo diez minutos. En modo vuelo, alcanza una velocidad máxima de 180 kilómetros por hora, aunque por disposición de niveles de consumo la recomendación denuncia como velocidad punta los 140 kilómetros por hora. Su tanque de combustible de cien litros le concede una autonomía de vuelo de 500 kilómetros con una altitud máxima de 3.500 metros.

En la web PAL-V ya están abiertas las reservas para los primeros autos voladores homologados. De esta manera se espera financiar la producción con pronósticos de entrega hacia finales de 2018. Los compradores deberán presentar licencia habilitante para conducir autos y una licencia de piloto.
COMENTARIOS
  • Genéricos